• Logo_Twitter.jpg
  • Logo_Linkedin.jpg
  • Logo_YouTube.jpg
Síguenos
Etiquetas
Noticias recientes
Noticias destacadas

EL SILENCIO EN EL HOGAR, UN DERECHO CONSTITUCIONAL FUNDAMENTAL

"El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (Sala Contencioso-administrativa) estima el recurso de apelación interpuesto por el abogado de EUROFORO Eulogio Gallego Del Águila, contra un auto del Juzgado Contencioso-administrativo que inadmitió y ordenó archivar una reclamación contra el Ajuntament de Sant Boi por su inactividad en las continuas denuncias que, desde hace años, vienen efectuando unos vecinos por los ruidos, olores y demás molestias que genera un bar en la planta baja del edificio. El letrado pretendía realizar esta reclamación por la vía preferencial del procedimiento especial de protección de los derechos fundamentales de la persona, al entender que estas molestias suponían una vulneración de derechos reconocidos como fundamentales en nuestra Constitución, como son el derecho a la intimidad personal y familiar, a la inviolabilidad del domicilio y a la integridad física y moral. Actuando por este cauce se obtienen importantes ventajas como son la celeridad en el procedimiento al tratarse de un procedimiento preferente, la exención del pago de la tasa judicial y la posibilidad de apelar la sentencia que recaiga en primera instancia. El Ministerio Fiscal apoyó esta novedosa tesis, pero el juez de instancia no estuvo de acuerdo argumentando que se trataba de una cuestión de legalidad ordinaria que debía ir a un procedimiento ordinario (normal) y no al preferente sobre derechos fundamentales, reservado para verdaderas violaciones de los derechos fundamentales de las personas. Apelada la sentencia, el TSJ comparte la tesis del apelante Eulogio Gallego, por entender que los ruidos, olores y molestias que ocasiona un bar a los vecinos son verdaderas intromisiones en su vida privada y en los derechos invocados por el letrado, por lo que su revisión debe realizarse por la vía procesal por éste escogida, revocando el auto de archivo y ordenando la devolución de las actuaciones al juzgado de instancia para que se juzgue desde la óptica propuesta por el letrado.”